Palabras de la senadora Alejandra Barrales durante la visita de López Obrador

Palabras de la senadora Alejandra Barrales durante la visita de López Obrador

La discusión de la reforma laboral es trascendente para nuestro país.
Trabajadores y familias mexicanas dependen de las decisiones que seamos capaces de tomar aquí en el Senado.

Le doy la bienvenida también a los dirigentes sindicales que han estado en contacto, de enlace permanente a lo largo de este proceso en la Cámara de Senadores.

Yo quisiera iniciar comentando con ustedes cuál ha sido nuestra estrategia, precisamente enterados de estas mayorías que se han venido conformando en la primera etapa en la Cámara de Diputados nos dimos a la tarea de plantear alguna alternativa, no resignarnos a que esa mayoría simplemente nos dejara como una oposición testimonial.

Francisco (Hernández Juárez) explicó a detalle que es lo que contiene en el fondo esta iniciativa. Yo simplemente diría que es la visión equivocada de tratar de hacer más competitivas a las empresas en nuestro país, a partir de abaratar la mano de obra.

Lo que se plantea equivocadamente es que México sea famoso en el mundo por tener la mano de obra más barata que pueda existir y eso es inadmisible, eso tiene consecuencias severas para el país, para la gente y precisamente por
eso abiertamente nos hemos manifestado en contra de esta reforma laboral, por todos estos señalamientos que se han hecho.

Podríamos explicar a detalle todo lo que tiene que ver con la subcontratación, con estas modalidades que son una forma de legalizar la explotación extrema de los trabajadores, por eso estamos en desacuerdo.

Conocedores de todos estos planteamientos nos dimos a la tarea de buscar, rescatar lo que han sido viejos principios de la izquierda, viejos principios que abanderamos en la izquierda como los temas de democracia, transparencia sindical.

Cuando hablamos de democracia ya todo mundo tiene claridad de que estamos hablando de garantizar el voto libre y secreto de los trabajadores y aquí marco la diferencia del voto secreto y no que voten en secreto para los trabajadores como se dio, por ahí nos dicen el fin de semana, es una diferencia grande en ese sentido.

El planteamiento es garantizarles ese derecho básico a los trabajadores. Cuando hablamos de transparencia hablamos de que se dé a conocer, por primera vez en muchos años en nuestro país, los contratos colectivos que existen en México; quienes son sus dirigentes y cuáles son sus condiciones de trabajo.

Todo mundo sabe que más del 80% de los contratos que se manejan en este país son contratos mal llamados de protección, son contratos de extorsión. Los conocimos hace muchos años con los dirigentes amigos que están aquí
presentes combatiendo a un líder que todavía existe Ramón Gámez, en aquel entonces ya lo denunciábamos porque tenía 5 mil contratos de protección o de extorsión, igual tenía tiendas departamentales, que de aviación, minas, etc.

Y todavía el pseudo líder está prófugo por otras razones que no tiene nada que ver con el sindicalismo y sigue siendo representante todavía de estas 5 mil empresas, por lo pronto.

Esa es parte de lo que se pretende, combatir este tipo de sindicalismo con los temas de transparencia y rendición de cuentas entendido como la obligación de los dirigentes sindicales de informar con determinada temporalidad a los
trabajadores del ingreso de las cuotas y que destino tienen los recursos que entran al sindicato.

Tenemos un tema más que ayer se confirmó, que logramos aunque sea en esta figura del empate, que formó parte de estas posibles modificaciones que vamos a llevar adelante, que es precisamente obligar a la autoridad a consultar
a los trabajadores, previo a la firma de un contrato con o sin huelga.

En sencillas palabras lo que quiere decir que es de nueva cuenta vamos a combatir los contratos de extorsión porque una vez que entrara esa modificación se podría enterar a los trabajadores quién es su dirigente sindical, cuáles son sus condiciones contractuales y si están de acuerdo o no en que se firme ese contrato.

Esos son los temas donde vimos posibilidades, con un acercamiento, una relación atípica, a veces hasta compleja para algunos, finalmente pudimos tener esta posibilidad para modificar la minuta que se vislumbraba ya en una apuesta de no diálogo, de no tener otra alternativa, de aprobada en su
totalidad.

Vale la pena comentar también que desde el primer día en que llegó esta iniciativa hicimos contacto de abrir un espacio con los sindicatos y fue precisamente la izquierda que logró abrir esta mesa de trabajo donde pudimos escuchar a los diferentes actores. Vino la cúpula empresarial, abogados
y académicos laboristas, trabajadores, dirigentes del sindicalismo oficial e independiente y la Secretaria de Trabajo.

Prácticamente el 90% de los asistentes se manifestaron en contra de esta reforma laboral. Únicamente el sector empresarial estuvo, aunque molesto por las modificaciones que se hicieron en la Cámara de Diputados, dijeron que de
cualquier manera estaban de acuerdo aunque fuera así la aceptáramos.

Esta segunda etapa que acabamos de concluir ayer fue el trabajo en Comisiones Unidas. Ya estarán enterados los presentes que en Comisiones Unidas la composición que tienen las comisiones y esta definición de bloque para hacer mayoría y buscar las modificaciones nos han colocado en un empate. El PRI y PAN fueron juntos para aprobar en lo general la reforma, nosotros PRD votamos en contra de la reforma en lo general y en las modificaciones, estas cuatro que comento democracia, transparencia, rendición de cuentas y voto previo a la firma del contrato colectivo, estas cuatro quedamos en empate.

Ayer agotamos lo que marca el reglamento, una vez que quedamos en empate volvimos a la votación y volvimos a quedar en empate, la votación marca que se convoque a una nueva sesión y así lo hicimos, se agotó esa sesión y volvimos a quedar en empate. Esa es la situación que guarda esta segunda etapa.

Este dictamen en condición de empate se le entregó a la Junta de Coordinación Política y la intención es saber que destino le van a dar a ese dictamen, que implica que queda en firme todavía la minuta que recibimos de la Cámara de Diputados y solamente logrando una mayoría podríamos hacer que esta minuta se regresara.

Concluyo solamente para comentar que la votación que tenemos, reafirmando esta posible mayoría, es de apenas cuatro votos, por eso es muy importante estar pendientes.

Me da mucho gusto que esté Andrés Manuel López Obrador con nosotros. Quiero compartirle que la visión que compartimos en el tema sindical hizo posible que yo estuviera aquí. Andrés Manuel me invitó a partir que nos conocimos en eventos sindicales, nos invitó a participar en el partido y me da mucho gusto que de nueva cuenta sea la defensa de estos temas lo que nos permita estar haciendo equipo con todos los que estamos aquí presentes.

Muchas gracias.

Acerca de 

Comentar