Violencia contra las mujeres, es más común de lo que parece

Violencia contra las mujeres, es más común de lo que parece

El atentado contra Ana Guevara, senadora de la República, volvió a poner en el foco de la atención pública el preocupante tema de la violencia contra las mujeres, en nuestro país y en el mundo diariamente ocurren agresiones similares que quedan impunes. Decir no a esos abusos que son delitos no basta y ojalá se extienda la costumbre de denunciar a los agresores para que sean sancionados.

En un clima en el que la violencia parece ir a la alta, fruto de la expansión del crimen organizado y también de su utilización, pareciera que la fuerza empieza a ser un recurso para “resolver” problemas, roces o litigios entre las personas. Como si las barreras éticas y legales se encontraran más que erosionadas y como su el expediente de la violencia fuera contemplado con un dejo de naturalidad. A pesar de ello, y por fortuna, fue claro que muchos resortes se activaron en contra de la agresión que sufrió la senadora y de la que son victima millones de mujeres.

En una Encuesta Nacional, presentada y analizada por Patricia Galeana y Patricia Vargas Becerra, bajo el nombre Géneros asimétricos. Representaciones y percepciones del imaginario colectivo (UNAM 2015), que es parte de la colección Los mexicanos vistos por sí mismos, el 88.1% por cierto de los mexicanos creemos que dentro de las familias mexicanas hay violencia. El 86.9% por ciento de los hombres y el 89.3% de las mujeres. Es decir, hay una percepción más extendida de que ese nefasto fenómeno existe y no es marginal, sino central en la vida familiar.

Sin embargo a la pregunta ¿en su familia ha habido violencia? El 34.8 por ciento de los hombres y el 35.2% de las mujeres respondieron que si. Esto puede estar reflejando una distancia entre la percepción y la realidad o tal vez la vergüenza para aceptar la violencia en la propia familia.

Acerca de 

El equipo de Alejandra Barrales

Comentar