Alejandra Barrales: Los jóvenes al frente

Alejandra Barrales: Los jóvenes al frente

Quien diga que hablarle a los jóvenes es fácil se equivoca. Dar la cara a una generación que está enojada, que tiene coraje con la clase política de nuestro país, no es sencillo y esto nos debe preocupar porque son ellos quienes ya están decidiendo cómo será el México del futuro.

La semana que empezó, los partidos que integramos el Frente Ciudadano por México nos reunimos con más de un centenar de jóvenes de diversas partes de la República, de diferentes ideologías, edades y sectores productivos. Nos reunimos con estudiantes, con mujeres jóvenes, investigadoras, defensoras de derechos humanos, activistas a favor del medio ambiente, líderes de organizaciones políticas y empresariales, quienes a su corta pero productiva edad no sólo están preparados académicamente, sino también están listos para asumir su responsabilidad histórica en esta etapa crítica por la que atraviesa nuestra nación.

Lo que escuchamos en el foro “Jóvenes opinan y deciden” no fueron sólo inquietudes, sino un reclamo abierto y fuerte por la equivocada percepción de que fue a raíz del sismo del 19 de septiembre pasado cuando ellos “despertaron”. No es así y Amín, en su intervención, lo dejó muy claro al advertir: “Nosotros ya estábamos despiertos, queremos participar, los jóvenes sacamos adelante al país en momentos de crisis y aquí estamos para seguir trabajando”.

Fueron todavía más claros al señalar cómo quieren participar en la construcción del país, tal como lo planteó Greta, quien nos exhortó a ver a los jóvenes como candidatos, como fuente de propuestas, como voceros, como coordinadores de campaña, como personas clave en la construcción en un proyecto de nación, no como “los chavitos que van a ir a volantear e ir a bailarle al candidato”.

Las y los jóvenes ya tomaron las calles, saben lo que quieren y hacia dónde quieren ir, y están trabajando para hacer realidad sus sueños. No planean salir a votar por ningún candidato, porque no se sienten representados, escuchados, tomados en cuenta y mucho menos consideran a México un país seguro, democrático, justo.

Como lo dijo Ixchel Cisneros, los jóvenes están conscientes de que vivimos en una nación donde matan y violan a las niñas y mujeres, sin que se encuentre un culpable, porque se gobierna sólo para un grupo de amigos, porque se viola la ley para imponer fiscales que impartirán la justicia a modo.

En una democracia participativa como la que desde el Frente Ciudadano estamos impulsando, es necesaria la participación de todos los mexicanos, especialmente de los jóvenes, porque ellos tienen en sus manos la posibilidad de renovar la forma de hacer política, de hacerla lo que originalmente era: una herramienta al servicio del pueblo.

Estoy convencida de que la aportación más importante de los jóvenes rumbo al proceso electoral 2018 no sólo está en el número de votos, sino en el recordatorio que nos hicieron sobre la importancia que tienen los sueños, la perseverancia y la no resignación, para que verdaderamente podamos cambiar juntos el rumbo de nuestro país.

*Presidenta Nacional del Partido de la Revolución Democrática

Acerca de 

Presidenta Nacional del Partido de la Revolución Democrática (@PRDMéxico). Ciudadana comprometida con México.

Comentar