¿Qué debe hacer México ante cambio climático?

¿Qué debe hacer México ante cambio climático?

A lo largo de los últimos 20 años se han hecho visibles, con más notoriedad, las consecuencias del cambio climático no sólo en nuestro país, sino en todo el mundo. Las temporadas de huracanes, lluvias, frío y altas temperaturas han dejado, en gran medida, de ser fenómenos de temporada extendiéndose en tiempo y magnitud, lo cual representa un riesgo para todos los que habitamos este planeta.

Es por eso que llegar a acuerdos en materia de medio ambiente es vital para todos, porque de ello depende gran parte de nuestra seguridad alimentaria, así como la integridad física de millones de habitantes, cuya geografía en muchas ocasiones los hace más vulnerables a fenómenos naturales como huracanes y tornados, sequías, entre otros.

México se ha caracterizado por su voluntad para adoptar todas las medidas que sean necesarias en pro del medio ambiente y desde 2012 contamos con una Ley General de Cambio Climático (LGCC), la cual busca garantizar el derecho a un medio ambiente sano; establece la concurrencia de facultades entre Federación, entidades federativas y municipios; dispone regular emisiones de gases y compuestos de efecto invernadero (GEI); regula acciones para mitigación y adaptación; dispone reducir la vulnerabilidad, y establece el fomento a la educación, investigación, desarrollo y transferencia de tecnología.

Sin embargo, existe un importante aplazamiento en la ejecución de instrumentos jurídicos para reducir las emisiones de GEI y faltan mecanismos que permitan la ejecución de acciones de mitigación y adaptación, como lo establece dicha ley.

De igual forma, no en todas las entidades de la República hay acciones concretas y cuantificables armonizadas con la LGCC. No menos importante es la emisión de una nueva Ley General de Aguas, así como la Ley de Transición Energética, mismas que se mantienen sin avance alguno debido a que no se han podido alcanzar acuerdos para que transiten.

Sin embargo, en lugares como la Ciudad de México llevamos algunos avances importantes como el Programa de Acción Climática, el cual es un instrumento de planeación que integra, coordina e impulsa acciones para disminuir los riesgos ambientales, sociales y económicos derivados del cambio climático, mediante la reducción de emisiones y la captura de compuestos de efecto invernadero; al mismo tiempo que promueve el bienestar de la población, a partir de las líneas estratégicas contenidas en la estrategia local de acción climática.

En materia de educación, en el Distrito Federal contamos con programas como SaludArte, el cual incluye educación con enfoque ecológico para niñas y niños de primaria; les enseña a convivir en armonía con su entorno y les brinda herramientas para la creación de pequeños huertos en sus escuelas.

A nivel medio superior, seis instalaciones de bachilleratos del IEMS cuentan con azoteas verdes, lo que pone de manifiesto los beneficios de la ecología urbana que brindan los huertos y azoteas verdes, apoyando de igual manera propósitos ambientales, económicos y educativos.

Si bien se ha señalado continuamente que el costo de integrar a México en la lucha contra el Cambio Climático es alto, es seguro que si no alcanzamos acuerdos y si no tomamos acciones inmediatas, el costo será aún más alto porque implicará la destrucción del único lugar que tenemos para vivir nuestro planeta Tierra.

Columna de Publimetro

 

Acerca de 

Presidenta Nacional del Partido de la Revolución Democrática (@PRDMéxico). Ciudadana comprometida con México.

Comentar