Instalarán filtros sanitarios contra influenza en escuelas

Instalarán filtros sanitarios contra influenza en escuelas

La Secretaría de Salud local informó que han acudido a las escuelas y centros de trabajo con supuestos reportes de brotes de influenza entre los alumnos y el personal, pero hasta el momento sólo han encontrado múltiples casos de enfermedades respiratorias agudas.

Noé Calderón, director de Vigilancia e Inteligencia Epidemiológica de la Secretaría de Salud local, comentó que padres y los propios maestros confunden los casos y aseguran que es influenza y lo que abona a la alarma, más no a la alerta, entre la población.

“Hay infecciones respiratorias que no tienen nada de similar al cuadro clínico de la influenza que es tan característico”, dijo.

Para esta semana prevén que, en coordinación con la Secretaría de Salud federal, instalen filtros sanitarios en las escuelas para detectar de inmediato casos compatibles al virus que en 2009 paralizó la Ciudad de México y se eviten escenarios graves.

En dichos filtros, el personal de salud revisará a los niños que presentan síntomas de enfermedades respiratorias y prevén determinar en ese momento si es influenza o no, para activar protocolos de protección para el resto de las personas que conviven con ellos y parar el contagio.

A esto se le suma el llamado de muchas escuelas para que los alumnos no acudan si tienen alguno de los síntomas de la influenza como fiebre persistente y mayor de 39 grados, dolor de cabeza y garganta intenso, malestar general, dolor de músculos y huesos.

Según registros de la dependencia, el perfil de los contagiados hasta el momento es de personas sin vacuna o con condiciones anímicas deterioradas.

En el caso de los menores de edad que están enfermando, hay casos en los que la vacuna les fue aplicada hace unos días y el espectro protector en el organismo no se había activado.

“En dos semanas (después de aplicarla) empieza a tener efecto y se alcanzan los niveles máximos alrededor de las cuatro o cinco semanas”, indicó.

No hay Tamiflu en privadas

El medicamento Tamiflu no se puede conseguir en las farmacias en la Ciudad de México ya que el laboratorio que lo produce, Roche, no lo ha distribuido.

En un recorrido por varias farmacias de la ciudad, Excélsior pudo constatar que sólo en la farmacia San Pablo de avenida Felipe de la Garza número 489, colonia Juan Escutia, delegación Iztapalapa, tienen la caja con diez pastillas de Tamiflu que cuesta 594 pesos.

El medicamento sólo se puede conseguir, de manera gratuita luego de un examen médico, en hospitales y centros de salud de los gobiernos capitalino y federal.

El pasado fin de semana, el jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, anunció que en los centros de salud locales se podía obtener este medicamento de manera gratuita, del cual tenía dos mil dosis y en la reserva 40 mil más.

Recorrimos varias farmacias del sector privado y no hay este medicamento que, en los últimos días, llegó a costar hasta $633 pesos la caja con diez pastillas.

Adriana, encargada de una farmacia en la zona centro de la Ciudad de México, dijo que tienen agotado el medicamento y no les han surtido  desde hace unos tres meses.

En farmacias similares no lo trabajan.

Verónica, gerente de una cadena de farmacias, no tiene fecha para que le surtan este medicamento.  “Nos dijeron que ya está próximo el abasto pero no sabemos para cuándo”.

Mientras tanto, la Secretaría de Salud federal ordenó al laboratorio Roche resolver el desabasto antes del próximo 6 de marzo.

Acerca de 

El equipo de Alejandra Barrales

Comentar