Marihuana Medicinal

Marihuana Medicinal

El próximo miércoles 28 de octubre, el ministro Arturo Zaldívar presentará ante el pleno de la Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación su propuesta sobre el derecho a la producción y consumo de cannabis con fines personales de carácter recreativo. La deliberación de la Corte será de la mayor trascendencia.

El ministro Zaldívar ha estudiado el tema con rigor. Ha consultado opiniones diversas y disímbolas —me consta— y ha reflexionado sobre los alcances constitucionales de uno de nuestros derechos más fundamentales: el derecho a nuestra autodeterminación. Su trabajo es impecable.

De aprobarse el proyecto de resolución, las autoridades de la Secretaría de Salud deberán autorizar la producción de cannabis para autoconsumo recreativo, pero además, se allanará el camino para su autorización con fines terapéuticos, que también es urgente.

El uso de marihuana medicinal, como se le denomina cuando se usa para tratar de aliviar signos o síntomas que no responden a tratamientos convencionales, gana terreno en muchos países que se han abierto a la investigación clínica con esta droga. Aunque aún no hay evidencia definitiva, son ya miles de trabajos los que se han publicado sobre el tema, algunos en revistas muy serias que someten a un riguroso escrutinio los artículos, antes de aceptarlos para su publicación. Así funciona la ciencia y sus conclusiones toman tiempo. Pero nada impide, salvo el prejuicio, tener una actitud abierta y pedirle al Estado que regule el proceso.

Para mayor información sobre la columna del Maestro Juan Ramón de la Fuente en El Universal da clic aquí

 

Acerca de 

El equipo de Alejandra Barrales

Comentar